viernes, 25 de agosto de 2017

HAKUNA MATATA



Embalse de Luna, León
Agosto 2017


Ya está. Por fin. 

Querido verano:
Te quedan dos telediarios. Y me alegro. 
Sé que has intentado gustarme, un año más. Y te lo agradezco. Agradezco tu calor, tu luz, tu guiño en vacaciones-ejem-  Agradezco haber ido a ver mi mar. Y todo lo bueno que puedo rescatar de tí; que es bastante. 

Para lo absolutamente insoportable que me pareces.

Así que, aunque sé que te quedan varios coletazos...ya no va a ser lo mismo. Te despido con un beso, y con los brazos abiertos...
Abiertos para recibir el otoño...
Mi otoño. Mi estación. Mi agua. Mi luz. Mi verdadero sol: aquí llega. El que calienta sin quemar, el que sí es luz y no un engendro envuelto en calima, amenazante, incendiario, perenne ahí arriba, desde no sé hace cuanto ya, sin desaparecer ni un solo día, sin un nublado, sin un día de lluvia, desde las pocas de la mañana hasta las tantas de la noche. Te vas, y no volverán hasta otro año ya tus incendios, ni tus chanclas y bermudas estampadas, ni los berridos ni la multitud, ni los mosquitos, ni el pasodoble ni el "reggaeton", ni las vaquillas arrastradas y ninguneadas por un montón de calimochos con patas. Ni, por supuesto, tus queridísimos cohetes, petardos  y estruendos varios, que tanto me gustan, tan relajantes, tan útiles, tan únicos, bellos, tan "gratis", tan productivos...Todos los  perros que se abandonan bajo tu sol,  y los que se han perdido o muerto por culpa de los cohetes, te lo agradecen también.
Ha sido bonito mientras duró. Como un árido, frío y solitario invierno.

Te despido con un cariñoso "Hakuna matata", ahora que Disney ha confesado lo que significa.
Y con una de las canciones más bellas de la historia; que es para mi Otoño, claro está. Que está por llegar. Detrás de tí. Que ya se sabe quien va delante.

Aquí llega el sol, mi pequeña, mi amor; el de verdad. Aquí llega la luz que no abrasa y que dejará entrar al fin un poco del Viento del Norte. Todo está ya bien....